DESARROLLO  PERSONAL  Y  PSICOLOGIA
INICIO
DESARROLLO PERSONAL
LIBRO "LA GUÍA...
AUDIO CONSEJOS
ARTÍCULOS
TÉCNICAS RELAJACION
DIVISION DEPORTE
CARNET DE CONDUCIR
Los nervios para...
Técnicas
Falsas creencias
Recomendaciones
AYUDA TÚ MISMO
MÚSICA RELAX
ENCUESTA
OBJETIVO
QUIENES SOMOS
 

 LA ANSIEDAD ASOCIADA A LOS EXÁMENES DE CONDUCIR.

 

NATURALEZA Y UTILIDAD DE LOS NERVIOS

 

Lo primero que hemos de conocer es la naturaleza y utilidad que tienen los nervios en nuestro desarrollo cotidiano.  

Los nervios en nuestra vida, no son ni buenos, ni malos, mejores o peores, son... imprescindibles (en su justa medida).

Cumplen una función de provecho para nuestros intereses.  Sin ellos estaríamos expuestos a multitud de situaciones de fracaso por una actitud de "pasotismo" cuando en realidad nos estamos jugando aspectos importantes.

Vamos a describir las dos funciones útiles y positivas que nos aportan unos nervios en su justa medida:

1-Aviso y alerta:

Los nervios cuando se producen en nuestro cuerpo llegan con la intención de avisarnos y alertarnos de que estamos ante una situación especial e importante.  Son una llamada de atención para que reaccionemos y empleemos todas nuestras armas para poder superar la situación que se nos avecina.

Sin esta llamada de alerta, afrontariamos por ejemplo un examen teórico oficial en las instalaciones de la jefatura de tráfico, con la desidia, distracción y desgana, con la que afrontamos los últimos exámenes que hicimos en la auto escuela (ya cansados y hastiados de tanta repetición).

Estos nervios nos dan el aviso:
"Este es el examen que vale, en este y no en los demás, es donde nos jugamos el aprobado".

Ante esta situación de alerta por los nervios, nosotros adoptaremos nuestra mayor concentración, atención y máximo esmero en seleccionar las respuestas correctas.  Sin confiarnos, ni  responder a la ligera pensando que si fallamos tampoco pasaría nada. Son necesarios porque nos avisan y recuerdan que esta situación es la decisiva.

 

2-Energia:

Los nervios en su justa medida, también nos aportan un grado de chispa y energía para el funcionamiento mental.  De manera que nos encontremos en un grado de actividad óptimo para poder recordar lo aprendido, decidir entre las alternativas dudosas, no saltarnos preguntas, etc.   Coloca la mente en disposición para trabajar a su máximo rendimiento.  Cumplen una función de vitamina para el correcto funcionamiento de nuestro cerebro, aportándole la energía de funciomamiento pleno.

Imaginad, sin esta función de activación mental para el funcionamiento, estaríamos expuestos a olvidos.  Lucharíamos en el examen con una mente lenta, dormida y cansada que no accede al recuerdo de lo aprendido, por falta de gasolina.  

En el siguiente cuadro os presentamos el nivel adecuado en el que deberíamos encontrarnos, para afrontar con las máximas garantías una prueba.  


 

Recordad: ni la somnolencia (ausencia total de nervios) ni el exceso de ellos facilita el mejor comportamiento mental.    Por lo tanto nuestro objetivo nunca ha de ser eliminar por completo la sensación de cosquilleo.  Lo que buscaremos es modularlos en un nivel entre 4 y 6 (según peculiaridades de cada persona).

 

 

 

Desarrollo personal y psicologia  | desarrollopersonalypsicologia@hotmail.com

to Top of Page